IDIOMAS DISPONIBLES
| | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | | |

martes, 17 de febrero de 2015

LA DECADENCIA DEL RÉGIMEN DEL 78: “Diversidad y Dependencia”


 El día 17 de diciembre de 2014, se celebró en las dependencias del nuestro Excmo. Ayuntamiento, la segunda reunión para la puesta en marcha, en nuestra ciudad de Córdoba, el Consejo Local para la Discapacidad (CLD).
Esta iniciativa, promovida por Mª Jesús Botella se centra, en su fase preliminar, en la elaboración de un Reglamento de Régimen Interno que regulará el funcionamiento del mismo.
Yo, Javier García Fuentes, Persona con Discapacidad y Dependencia y usuario de silla de ruedas, acudo a la misma, y como entiendo que la forma en que se están desarrollando las cosas no supone una mejora en las condiciones en las que son tratadas las Personas con Discapacidad, manifiesto lo siguiente, para que al menos quede constancia de mi discrepancia:
Se convoca, por decisión unilateral del Área de Servicios Sociales, a determinados “Representantes de Asociaciones” para la discusión preliminar respecto del Reglamento de Régimen Interno del Consejo Local para la Discapacidad del Ayuntamiento de Córdoba. A petición mía, en la primera reunión, se abre el proceso de participación a toda persona, física y jurídica, que teniendo “Interés Legítimo” en el asunto, así lo deseé. Entre todos los asistentes, que podríamos estar entorno a 25 personas, sólo tres presentábamos discapacidad aparente, por lo que indiqué que deberíamos cambiar la denominación del Consejo ante la ausencia evidente de sus
principales protagonistas. A modo de ejemplo: “Consejo Local de Algunos Representantes de Asociaciones de Personas con Discapacidad”, cuestión que evidentemente no prosperó. Se argumenta de forma expresa, que según los últimos informes de INI y del CIS, sólo el 7,5% del Colectivo de Personas con Discapacidad se encuentra representado en Asociaciones, por lo que circunscribir la Participación Ciudadana a representantes de Asociaciones cercena de forma significativa el acceso de las Personas con Discapacidad a los recursos y servicios a que tienen derecho, como el de la participación real y efectiva (Declaración Universal de los Derechos de las Personas con Discapacidad). Observación que tampoco se tendrá en cuenta.
En este ejercicio de “aparente democracia participativa” se constata, según los técnicos municipales encargados de la elaboración del anteproyecto, que son tres las personas que, a título individual, presentan alegaciones. Estas personas, y sus alegaciones, son presentadas de forma anónima en la reunión, (para proteger supuestamente su derecho a la privacidad, que los propios alegantes sancionan) y sin dar opción, a sus promotores de presentación y defensa, son desestimadas en su mayoría. La justificación no podía ser más absurda y peregrina, se alegan cuestiones de espacio cuando había hasta dos y tres representantes, en algunos casos, por Asociación. Y algo que me produce una sensación de profunda frustración, se acuerda no levantar actas de estas sesiones preliminares.
En lo referente al contenido del futuro Reglamento se aprueban, entre otras, las siguientes cuestiones con mi voto en contra: Desvincular el concepto de Discapacidad y Dependencia, la propuesta que indicaba que el CLD tenga naturaleza de Órgano de Participación Ciudadana, en materia de Discapacidad y Dependencia, la propuesta de que el CLD dependa del Área de Presidencia, en base a su carácter multidisciplinar y transversalidad requerido, la propuesta de que el CLD sea el Órgano que coordine otras comisiones con referencia expresa a la Discapacidad como La Comisión Municipal de Accesibilidad (CAEBAUTC) y futuro Observatorio para la Movilidad previsto en la futura LAMS así pues cada una seguirá funcionando a su libre albedrío.
Otra cuestión de importancia, se desestima otra propuesta que trata de garantizar la participación individual frente a la participación de representantes de Asociaciones. Su argumentario: Cómo se hace eso?
Se desestima la posibilidad de nombrar, como miembros del CLD, a personas físicas con interés legítimo, que perteneciendo al sector de la Discapacidad y Dependencia tengan reconocida solvencia, por su trayectoria en la defensa de los intereses que les son propios.
Se desestima la propuesta de que los borradores de las Actas, así como las Actas definitivas del CLD, sean de acceso universal y públicas, mediante su publicación en la WEB del Ayuntamiento para el común conocimiento de los ciudadanos.
Concluida la fase inicial de consultas y tras las reuniones mantenidas por el Grupo de Trabajo en el que han estado representados algunas de las Entidades que “representan” a las Personas con Diversidad Funcional, el
personal técnico ha concluido la redacción final, con fecha enero de 2015, al borrador de Reglamento del Consejo Local de Atención a Personas con Discapacidad, resultado del consenso, que no unanimidad.
A partir de este momento, el procedimiento a seguir supone solicitar el informe preceptivo de Asesoría Jurídica, aprobación como proyecto por la Junta de Gobierno Local, informe del Consejo Social de la Ciudad, aprobación inicial, en su caso, por el Pleno del Ayuntamiento, información pública (BOP), aprobación definitiva por el Pleno municipal, publicación final en el BOP, entrada en vigor y constitución del Consejo. Unos tres meses, dios mediante.

CONCLUSIONES:
El pasado día 8 de febrero, en el programa de “Salvados” escuché como le interpelaban a Rodríguez Ibarra, histórico dirigente del PSOE, respecto a por qué no hacían los socialistas o populares lo mismo que hace PODEMOS para posibilitarse el acercamiento a la sociedad, y la respuesta fue contundente: “Porque no saben”.
Las Personas con Discapacidad y Dependencia no deseamos estar permanentemente tuteladas, y/o secuestradas, por “Tecnócratas Advenedizos”, “Mercenarios” y/o “pseudo-representantes” , entiendo que en algún momento tendremos que cumplir la mayoría de edad y muchos de nosotros nos negamos a aceptar la “Incapacidad Manifiesta” en que a algunos grupos de interés les resulta cómodo posicionarnos. No entiendo como cuestiones tan básicas de la dignidad personal no pueden entenderse, ni siquiera por Mª Jesús Botella, la cuñada de D. José María Aznar. Todavía recuerdo cuando el traspaso de poderes de D. Manuel Fraga a D. José María Aznar, “ni tutelas, ni tutías”, pues eso quiero yo para mi, y para los míos.
De esta forma, las Personas con Discapacidad nos quedamos sin canales de comunicación reales y tendremos que seguir como hasta ahora, es decir, recurriendo a la Justicia, en unos casos, lo que propició el primer Decreto del Ministerio Fiscal Español, Fiscalía Provincial de Córdoba (Septiembre 2011), en materia de accesibilidad y que fue reconocido por el Informe estatal del CERMI para la Convención de la ONU y para los Derechos Humanos:
“Informe España 2013” y, en otros casos, solicitando comparecencias en los Plenos Municipales, auspiciadas por la oposición, para denunciar los problemas de barreras arquitectónicas de nuestra ciudad de Córdoba: Sesión plenaria del pasado día 9 de diciembre de 2014.
Resulta evidente que estamos estancados en un sistema anacrónico donde no se entienden cuestiones tan básicas como “Empoderamiento Ciudadano”, “Participación Real”, “Emancipación de la Ciudadanía”, “Dignidad Social”, “Derechos de los Ciudadanos”, “Democracia Efectiva”, “Sujetos de Derecho”, “Gobierno Participativo Vs Representativo”, todo esto pone de manifiesto que la sociedad esta evolucionando y que queremos ser protagonistas de nuestro futuro, de nuestra vida.
Esto está cambiando, lástima de personajes que se aferran a sus poltronas con las viejas artimañas de siempre y que no parecen dispuestos a evolucionar, por que nos obligan a los ciudadanos de a pié a tener que asumir
compromisos por mera cuestión de supervivencia, en unos casos, y por dignidad, en otros.
En PODEMOS estamos preparados para demostrar que las cosas se pueden hacer de otra manera, por que no tenemos miedo de la ciudadanía, por que somos ciudadanía y por que ya no nos dejamos intimidar.
Yo también soy un apoltronado, soy Persona con Discapacidad, usuaria de silla de ruedas eléctrica y Dependiente, pues necesito ayuda para las cosas más elementales de la vida diaria. Mi poltrona se constituye en un asiento especial que me permite estar largos periodos de tiempo en la posición de sentado sobre mi silla de ruedas, sin dolores importantes ni excesivas molestias, pero a diferencia de otros, no tendría inconveniente en abandonar.

Con el apoyo de la gente sencilla estamos dispuestos a intentarlo, por que un firme convencimiento nos embarga:


JUNT@S PODEMOS!!!

No hay comentarios: